La herramienta exacta: Este mensaje se lee 60 mil veces por mes !!!

La herramienta exacta: Este mensaje se lee 60 mil veces por mes !!!


Dr. Osvaldo Loisi.

Dr. Osvaldo Loisi.

Correo de Opinión

Un nuevo despojo a la propiedad horizontal por el Dr. Osvaldo Loisi

La historia de la propiedad horizontal en nuestro país es realmente penosa. Vecinos agrupados por la simple necesidad de compartir un techo, desde siempre se han visto asediados por diferentes corporaciones que quieren aprovecharse de su intrínseca desunión. La unión hace la fuerza no suele ser una consigna aceptada por los propietarios de unidades funcionales, y por ello, los resultados están a la vista: soportan un régimen de convenios colectivos de encargados injusto y expoliador a la vez que la continua avanzada de las asociaciones de administradores que se empeñan en crear una entidad corporativa para cercenar su libertad de contratar libremente a quien los administre. Cada uno quiere hacer, de los consorcios, su propio "coto de caza". Ya lo hemos expresado en artículos anteriores.

Ahora, lamentablemente, parece que a esa jauría se le ha agregado un nuevo integrante: las empresas constructoras, y sorprendentemente, con la anuencia de la legislatura de nuestra ciudad. En efecto, con la inocente excusa de bajar las expensas, se ha elaborado un proyecto de ley -hoy en plena discusión- que consagra una ganancia extra y gratuita de los constructores de edificios, en perjuicio directo de la integridad edilicia de los consorcios.

Se trata de una reforma del Código de Edificación de la ciudad de Buenos Aires que pretende eximir a las empresas, de la obligación de construir una vivienda destinada a portería.

Notemos el despropósito del proyecto: se regala gratuitamente al constructor un espacio y unas comodidades que obviamente pueden ser utilizados por el consorcio para contratar a un encargado con vivienda, o para destinarlos a otros fines, como el alquiler a terceros, lugar para reunión de asambleas o cualquier otro.

En verdad, olímpicamente quieren tomarle el pelo a la gente. ¿Quién puede creer que sólo podemos prescindir de un encargado con vivienda permanente simplemente porque en el edificio no existe vivienda para ellos? Sólo quien desconoce la naturaleza de la propiedad horizontal, que consagra a la asamblea de propietarios como soberana. Es decir que son los propietarios reunidos en asamblea, quienes pueden decidir tener o no tener un empleado con vivienda, y además destinar o no esas comodidades a otros fines. Pero la vivienda del portero es un espacio de propiedad común, como el terreno, o las escaleras.

Omitir esa obligatoriedad, legalmente consagrada por el Código vigente, entraña otorgar una ganancia gratuita para las empresas y un despojo a la integridad física de los edificios. Y por supuesto, al patrimonio de los propietarios Envíe desde aqui su comentario sobre esta notaVolver al indice

Dr. Osvaldo Loisi

Presidente de la Fundación Liga del Consorcista de la Propiedad Horizontal (LCPH)

(20/09/2018)

La Herramienta exacta y la más conveniente para difundir sus productos y servicios

La noticias minuto a minuto: Pequeñas Noticias en Twitter

Compartir:



    

 Pequeñas Noticias en las redes sociales con toda la actualidad: Twitter - Grupo de Facebook - Noticias en Facebook - Google +


[ El contenido de este sitio -escrito, fotogáfico y artístico- está protegido por las leyes vigentes de propiedad intelectual - Queda prohibida su reproducción total o parcial -por el medio que sea- sin autorización escrita de Pequeñas Noticias ]

' ' '